El grupo Terres de Cruïlla planifica las actividades de 2017

Escrito por Terres de Cruïlla - J.J. Buj el . Publicado en Notícies

Los Centros de Estudios y Asociaciones del Montsià y el Maestrat integradas en el grupo Terres de Cruïlla han realizado el encuentro anual, en esta ocasión, en Freginals (Tarragona) para planificar las acciones que llevarán a cabo a lo largo del año 2017.

WhatsApp Image 2017-02-18 at 19.02.12

Los dos proyectos principales en que está implicado el grupo es la investigación sobre la Helada de 1956 y los Itinerarios por las Terres de Cruïlla. En cuanto a la Helada, las diversas entidades han recogido testimonios de personas que vivieron, directa o indirectamente, este hecho excepcional y sus consecuencias, tanto sociales como económicas. Hasta final de febrero, todavía hay tiempo para recoger más testimonios, especialmente en el municipio de Ulldecona, de donde no hay muchos, dirigiéndose al Centro de Estudios correspondiente.

Con esta compilación de experiencias se elaborará una exposición itinerante, con frases y dibujos, además de un libro que se podrá adquirir en cada municipio donde se instale la muestra. La idea es que “se pueda ir enriqueciendo la exposición con nuevos elementos que aporten los informantes en cada pueblo de la itinerancia”. Para hacer esta investigación, Terres de Cruïlla cuenta con el apoyo del Instituto Ramon Muntaner y el proyecto Patrimoni del Programa de Extensión Universitaria de la Universitat Jaume I de Castelló de la Plana.

WhatsApp Image 2017-02-18 at 23.11.08

La edición de este año de los Itinerarios por las Terres de Cruïlla promete ser una de las que tenga un calendario más amplio, entre los meses de junio y noviembre. Además de los centros del año pasado, vuelven a organizar Mas de Barberans y Sant Rafel-El Castell. También han manifestado su interés Vinaròs, Benicarló y Xert. Está pendiente de confirmar Ulldecona y se les propondrá participar a la Galera y Godall. Se podría llegar a la veintena de itinerarios. Los Itinerarios por Terres de Cruïlla Los itinerarios son paseos gratuitos por el patrimonio del Montsià y el Baix Maestrat, con el guiado de las entidades o estudiosos de cada localidad que participa.

WhatsApp Image 2017-02-18 at 23.17.291

Después de la comida de hermandad, el Encuentro de Terres de Cruïlla en Freginals acabó con la visita al Centro de interpretación de la sierra de Montsià (imagen), la Casa Solariega Marti Miralles, la iglesia actual y la antigua iglesia situada en el interior de una casa privada. Los organizadores también disfrutaron de una ruta por las primeras calles del pueblo donde se puede observar, todavía ahora, la distribución originaria, la construcción típica rural del siglo XIV y los diferentes elementos típicos de edificación de un pueblo rural. Para finalizar, se visitó una casa privada donde se aprecia la restauración de una casa antigua (1860) que convive con las comodidades actuales.

WhatsApp Image 2017-02-18 at 23.20.291

Imágenes: Terres de Cruïlla

La importancia de la educación patrimonial. Crónica de la segunda sesión del curso “El patrimonio del Alto Palancia como recurso” en Viver.

Escrito por Projecte Patrimoni - IES Cueva Santa (Segorbe) el . Publicado en Notícies

El 25 de febrero tuvo lugar la segunda sesión del curso “El patrimonio del Alto Palancia como recurso” que están realizando un grupo de docentes del IES Cueva Santa de Segorbe y del Colegio Rural Agrupado Peña Escavia que integra a las poblaciones de Barracas, Bejís, El Toro, Teresa y Torás. En esta segunda sesión nos trasladamos a Viver para conocer de primera mano el proyecto del Grupo de recuperación de la Cultura del vino de Viver.

IMG 20170225 132518

En la primera parte de la mañana el Grupo de Viver realizó una presentación de su trayectoria y proyectos en curso, una aproximación histórica a la importancia del vino para la población y la comarca y un coloquio en el que los participantes pudieron conocer la organización, características y problemáticas de este grupo.

El Grupo de Viver está realizando un proyecto para conocer y dar a conocer el patrimonio cultural del vino en Viver. En este proyecto, el grupo ha inventariado casi cien cubos de vino (lagares, trulls), han recogido objetos y herramientas relacionadas y documentado expresiones, frases y técnicas tradicionales con el objetivo principal de compartir con los vecinos y vecinas de la población el valor e importancia de este patrimonio.

IMG 20170225 101722

En esta primera parte de la sesión, el grupo de Viver nos presentó el proyecto de educación patrimonial titulado “La Fiesta del vino de Viver” que han realizado conjuntamente con el colegio. En 2015, el Grupo de recuperación del vino de Viver se reunió con los maestros y maestras del Colegio para presentarles su proyecto de recuperación patrimonial. Fruto de este encuentro y de toda una serie de reuniones posteriores se preparó la “Fiesta del vino” en la que los niños y niños de Viver pudieron conocer, acompañados por el Grupo de Viver, una parte importante de su patrimonio cultural.

En la segunda parte de la sesión, se realizó el microtaller “El valor de nuestros recuerdos”. En este taller se organizaron dos grupos. El primero estaba formado por los docentes del IES Cueva Santa. El segundo por los docentes del CRA Peña Escavia. El objetivo de este microtaller era, a partir de toda la información presentada en la primera parte de la sesión, pensar un proyecto o actividad en nuestro centro sobre conocimiento y puesta en valor del patrimonio cultural. Pronto os presentaremos las dos propuestas esbozadas.

Por último, la tercera parte de la mañana fue la visita, acompañados por el grupo de Viver, a dos ejemplos de cubos: el cubo de la “Rocha Palmera” y los cubos colectivos de “Eh Ragudo”. Los cubos son construcciones destinadas al almacenamiento del vino. Una vez realizada la vendimia, en la parte superior se realizaba el pisado de la uva y el mosto caía en estos enormes depósitos en los que se iniciaba su transformación hasta convertirse en vino. La presencia de un número tan significativo de cubos en Viver nos habla de un pasado en el que el vino era un elemento muy importante para la población.

IMG 20170225 133040

La próxima sesión del curso “El patrimonio cultural del Alto Palancia como recurso” será el próximo 01 de abril en Altura. Este curso tiene una duración de 20 horas repartidas en sesiones mensuales de 4 horas de duración en las que se visitarán las poblaciones de Sot de Ferrer, Viver, Altura y Jérica para conocer sus proyectos culturales sobre patrimonio cultural.

Información de la visita: Grup de recuperación de la cultura del vino de Viver.

Información relacionada:
Empezamos el año con la formación “El patrimonio del Alto Palancia como recurso” en el IES Cueva Santa de Segorbe
La importancia de las personas. Crónica de la primera sesión del curso “El patrimonio cultural del Alto Palancia como recurso” en Sot de Ferrer
Conexiones y vínculos entre personas. Una definición colaborativa de patrimonio cultural

El Grupo de Costur comienza a planificar sus acciones patrimoniales de 2017

Escrito por Grup d'Estudi del Patrimoni de Costur el . Publicado en Notícies

El pasado 22 de febrero el Grup d’estudi del patrimoni de Costur se reunió para planificar los proyectos y actividades sobre patrimonio cultural y enmarcadas en el acompañamiento de proyectos de Patrimoni – PEU.

Las tres acciones principales previstas para este año por el Grupo de Patrimoni de Costur son el inicio de un catálogo de los bienes patrimoniales de la población, la continuación de las acciones sobre educación patrimonial y la realización de una jornada sobre la construcción de la piedra en seco.

IMG 20170222 172047

El catálogo de Costur

En 2017 el Grupo de Costur va a iniciar un catálogo para recoger el patrimonio cultural de la población centrándose de manera especial en aquellos elementos relacionados con su proyecto “El aprovechamiento del agua en el término de Costur”. Para llevar cabo la preparación de este catálogo contactaremos con el grupo de catalogación del patrimonio cultyural y natural de Viver para que nos asesoren e informen de cómo se está llevando a cabo su proyecto de catalogación.

Educación patrimonial
Para este año continuaremos con la realización de actividades con la escuela de Costur para aproximar a los niños y niñas del colegio la importancia y valor del patrimonio cultural. Para este año, el reto es implicar también a las familias para que también participen en las actividades planteadas.

Jornada de la piedra en seco
Para el segundo semestre de 2017 plantamos la realización de una jornada sobre la piedra en seco. En Costur contamos con un buen número de ejemplos de este tipo de construcciones y con la presencia de paredadores que han mantenido el oficio y conservan la técnica. En esta jornada queremos definir un punto de encuentro en el que conocer, reflexionar y socializar el patrimonio material e inmaterial de la piedra en seco.

IMG 20170222 175026

Metodologías para las Comunidades Patrimoniales - #comunidadesciep

Escrito por Projecte Patrimoni - PEU, OEPE, Pablo Alfaro el . Publicado en Notícies

En este tercer bloque de análisis de los ejes que se trataron durante el Taller del III Congreso Internacional de Educación Patrimonial - CIEP3, continuamos con la construcción abierta y colaborativa del concepto de Comunidades Patrimoniales con la reflexión sobre las metodologías.

Abordar este tema puede ser considerado por muchos uno de los procesos más densos, pero también, puede convertirse en uno de los más apasionantes para todos aquellos que nos relacionamos con el Patrimonio Cultural y las personas que lo forman, si lo consideramos el momento de pasar a la acción en el diálogo, construcción o transformación de una Comunidad Patrimonial.

painting-an-entire-favela-in-rio-de-janeiro-designboom-04

Hasta el momento, cuando hemos hablado de Comunidades Patrimoniales, se han tratado sus procesos más humanos, su acción sobre el territorio, su relación con los bienes culturales o sus valores compartidos, las bases sobre las que empezar a definir y comprenderlas. Las metodologías suponen un reto técnico, material y humano que, sobre estos conceptos definidos previamente, pondrán de manifiesto la diversidad y conflictos de un proceso en construcción.

La primera duda que surgió durante la puesta en común en el taller del CIEP3 fueron los objetivos de dichas metodologías, cuál es el objetivo de debatir sobre ellas. Fue necesario partir del supuesto de la relación o implicación con las Comunidades Patrimoniales, de la vinculación de una acción sobre las mismas, ya fuera externa o interna, pudiendo diferenciar entre la puesta en valor, su re-descubrimiento y la creación de vínculo, procesos interdependientes y no excluyentes.

Los bloques previos que se han publicado de este trabajo colectivo: la definición de Comunidad Patrimonial, el territorio y los actores, plantean muchos de los puntos clave a tener en cuenta en las metodologías. Al igual que este taller, el trabajo en las Comunidades Patrimoniales debe ser y es colaborativo, haya conflictos o no, en ellas participan múltiples actores en territorios diversos, incluso teniendo que hablar de varias comunidades, en plural, compartiendo un mismo Patrimonio Cultural que pueden definir y entender de forma diferente.

Esta diversidad construye los espacios interpatrimoniales e intergenaracionales, puntos de vinculación entre los diferentes agentes y espacios, estableciendo la importancia de los procesos comunicativos y donde las metodologías practicadas tienen un gran peso, interviniendo en los procesos de transmisión de la memoria y su reconstrucción generacional y entre los agentes implicados.

Una de las conclusiones a las que se llegó en la mesa de trabajo fue que la Comunidad Patrimonial no puede ser si no es desde lo local, pudiendo hablar de elementos culturales compartidos para varias Comunidades Patrimoniales. Es en este punto donde el Patrimonio Cultural se convierte en medio para la construcción e intercomunicación de las Comunidades, no es objeto último de la metodología, sino medio para estructurar al colectivo que le da sentido, pone en valor y lo protege.

Por último, un punto compartido fue la posición como agentes externos durante este proceso de reflexión, teniendo que remarcar la capacidad autogestionable de las propias comunidades sobre las que debatimos, aspecto que no podemos olvidar aunque muchos casos requieran de la participación de agentes externos. Por otra parte, sin percatarnos, los integrantes del encuentro #comunidadesciep nos hemos visto integrados en el proceso de construcción de nuestra propia comunidad patrimonial, compartiendo unos valores e intereses comunes. No podríamos tener un ejemplo más cercano de una propuesta metodológica para empezar a trabajar este nuevo concepto.

Es cierto que en esta primera aproximación a las metodologías no hemos entrado en la propuesta de prácticas concretas, sino establecido las bases a reflexionar sobre las que empezar a construirlas. Teniendo en cuenta su importancia, es necesario no anclarse en un constante debate terminológico académico que impida el desarrollo de la propia naturaleza de las metodologías, su puesta en práctica. Pues no será hasta este momento cuando descubramos los aciertos y equivocaciones en las preconcepciones que se establecieron en estos pasos previos.

¿Cómo puedo participar en #comunidadesciep?
Añadiendo tus comentarios a las noticias publicadas y participando en los encuentros tuiteros que realicemos.

El proyecto “#Comunidadesciep” surge en el III Congreso Internacional de Educación Patrimonial – CIEP3 y es una colaboración abierta entre todos los participantes, el proyecto Patrimoni del Programa de Extensión Universitaria de la Universitat Jaume I de Castellón y el Observatorio de Educación Patrimonial de España (OEPE).

#comunidadesciep

Noticia relacionada: Definición consensuada de “Comunidades patrimoniales” - #comunidadesciep

Texto: Pablo Alfaro de la Hoz

Fotografía: ‘Praça Cantão, Communidade da Santa Marta’, 2010, Río de Janeiro, Brasil. © favela painting project

Conexiones y vínculos entre personas. Una definición colaborativa de patrimonio cultural

Escrito por Projecte Patrimoni - IES Cueva Santa (Segorbe) el . Publicado en Notícies

Este primer semestre de 2017 estamos realizando el curso “El patrimonio cultural del Alto Palancia como recurso”. En la primera sesión, realizada en Sot de Ferrer, tuvo lugar el microtaller “Hacia una definición consensuada de patrimonio cultural” que pretende aproximar a los participantes a la definición de patrimonio a partir de toda una serie de preguntas planteadas que tratan tanto su clasificación, valor, importancia, estado o problemáticas para, entre todos, aproximarnos a una definición.

Aquí os dejamos la definición de patrimonio cultural que surgió en Sot de Ferrer:

Conexiones y vínculos entre personas.

IMG 20170128 125431

Nuestro patrimonio es importante porque son nuestros orígenes, los cuales debemos conocer, mantener y transmitir. Es nuestro pasado, nuestro presente y nuestro futuro.

El patrimonio cultural nos define como personas. Nos identifica como seres humanos. Explica por qué somos de una manera y no de otra. Nos sirve para construir nuestra forma de actuar y nos hace sentir que pertenecemos a algún lugar. El patrimonio es nuestra herencia y tiene un fuerte valor histórico que asociamos a nuestro valor propio y al de nuestro entorno.

Nuestro patrimonio cultural está formado, entre otros muchos ejemplos, por nuestros edificios y construcciones, costumbres y tradiciones, música, bailes, tradición oral, documentos gráficos y sonoros, gastronomía, utensilios, oficios y herramientas, indumentaria, lenguas, dialectos, religión y ritos, industria, relaciones comerciales y económicas, deporte y vínculos con otros pueblos.

Conocer nuestro patrimonio nos permite conocer nuestra identidad: nos da confianza y seguridad al sentir que pertenecemos a un grupo, seguros de cómo somos, de tener una lengua propia, de relacionarnos con la gente. El patrimonio nos conecta con el pasado, nos explica qué sentían, cómo vivían y qué necesidades tenían en otras épocas gente como nosotros o muy diferentes a nosotros. Nos permite situarnos en el contexto de la época para tratar de entender la motivación de las acciones que realizaban en la antigüedad.

El patrimonio son recuerdos, emociones y aprendizaje de nuevos conocimientos. Nos aporta empatía, felicidad, gozo y a la vez, tristeza, nostalgia e incluso malestar al ver en ocasiones la actitud pasiva frente a la dejadez o abandono.

A partir de nuestra experiencia, detectamos toda una serie de elementos que lo ponen en peligro: el deterioro, el abandono, el olvido y la desmemoria, no valorar lo que tenemos, el vandalismo, el expolio o la falta de implicación que hacen que dejemos para otros nuestra responsabilidad. Observamos también un sobreconservadurismo que en ocasiones nos impide tener una visión más amplia del papel y valor del patrimonio, una mala gestión y políticas inadecuadas que se suman a una excesiva burocracia y que nos impide en ocasiones aproximarnos al patrimonio. Y también una excesiva simplificación del concepto de patrimonio a aquellos elementos más significativos, monumentales o religiosos dejando de lado y sin protección a otros muchos bienes patrimoniales. En todos estos casos, queda patente la falta de concienciación para que todos conozcamos y entendamos la importancia, complejidad y valor del patrimonio cultural.

Todos somos responsables de nuestro patrimonio y es clave saber y meditar sobre qué queremos hacer con él. Nuestra tarea es concienciar y promover sobre el patrimonio cercano, además de exigir a quienes tienen el poder la actuación sobre el mismo de manera correcta. Para ello, proponemos una visión más global e integradora del patrimonio en la que se identifiquen los distintos recursos patrimoniales y se enlace su puesta en valor y aprovechamiento con fines sociales, culturales y económicos. Por ejemplo, proponiendo “rutas patrimoniales” en las que se integre el patrimonio más significativo de cada territorio con otros elementos singulares y característicos como la gastronomía, las tradiciones y costumbres y el patrimonio natural.

La próxima sesión del curso “El patrimonio cultural del Alto Palancia como recurso” será el próximo 25 de febrero en Viver. Este curso tiene una duración de 20 horas repartidas en sesiones mensuales de 4 horas de duración en las que se visitarán las poblaciones de Sot de Ferrer, Viver, Altura y Jérica para conocer sus proyectos culturales sobre patrimonio cultural.

Información relacionada: Empezamos el año con la formación “El patrimonio del Alto Palancia como recurso” en el IES Cueva Santa de Segorbe

Los actores en las “Comunidades patrimoniales” #comunidadesciep

Escrito por Projecte Patrimoni - PEU, Myriam González, José María Cuenca el . Publicado en Notícies

Presentamos el documento final con las aportaciones realizadas para conocer quien son los actores en la construcción colaborativa y abierta para aproximarnos al concepto de “Comunidades Patrimoniales”. El siguiente texto recoge las aportaciones del taller “Comunidades Patrimoniales” del III Congreso Internacional de Educación Patrimonial de octubre de 2016 y las aportaciones llevadas a cabo en Twitter al texto presentado.

¿Quiénes somos los actores en una comunidad patrimonial?

Salvemos el Toblerone 2

El objeto fundamental de trabajo de la comunidad patrimonial son las personas, los actores. Sin ellos no tiene sentido la comunidad patrimonial.

Al intentar llegar a una definición consensuada del concepto “actor” en relación a una comunidad patrimonial, resulta de gran ayuda revisar las múltiples acepciones que la RAE señala respecto al término “actuar”. Entre ellas destacamos entender y penetrar en algo; poner en acción; realizar actos libres y conscientes; producir un efecto sobre algo o alguien, así como ejercer funciones propias de un cargo y proceder judicialmente.

Cada una de ellas define a un tipo de actor: aquel que se acerca a su patrimonio y busca conocerlo mejor, haciéndolo suyo (aunque compartido); aquel que activa iniciativas destinadas a su difusión, conservación y defensa; el que lo convierte en una herramienta para educar y comunicar; el que lo gestiona en el día a día y también, aunque no siempre estemos de acuerdo con sus actuaciones, aquel que toma decisiones sobre él desde una institución administrativa.

Y es que, por más que en algunos casos nos gustaría poder prescindir de ciertos tipos de actores, las comunidades patrimoniales son complejos entramados en los que actúan agentes con prioridades muy diversas. De aquí la importancia de plantearnos aspectos relacionados con la legitimidad cuando debatimos este tema: ¿quién puede decidir sobre un patrimonio concreto?, ¿quién tiene derecho a trabajar y a sacar fruto de él?; ¿es legítimo que instituciones supraterritoriales tomen decisiones sobre el patrimonio local y regional?

Los actores son los técnicos, los ciudadanos que se aproximan al patrimonio desde diferentes grados o niveles de participación, los representantes de instituciones, los educadores, los promotores, el público infantil, las minorías. Todos somos actores con diferentes roles. La interacción entre los diferentes agentes permite el cambio sociocultural en un territorio a través de diferentes métodos y empleando diversos recursos. Pero, ¿cómo hacer para que los miembros de una comunidad participen activamente en ella?

Desde la creencia en una responsabilidad colectiva hacia el patrimonio cultural, nosotros apostamos por un modelo de comunidad patrimonial donde se tienda a que los ciudadanos sean cada vez más los actores principales, mientras que las instituciones permanecen en un segundo plano, ejerciendo una función de apoyo y acompañamiento pero sin olvidar que las instituciones están formadas también por ciudadanos (Actores), pero con una serie de privilegios y responsabilidades para actuar sobre el patrimonio frente a otros ciudadanos.

A partir del texto propuesto, las aportaciones realizadas en Twitter y agrupadas en los hashtag “#comunidadesciep” y “#comunidadespatrimoniales” nos han llevado a plantearnos el concepto de latencia como la disponibilidad no siempre activa y en positivo hacia el patrimonio. Por ejemplo, con una actitud favorecedora de la actividad. Este punto de partida nos ha llevado a la siguiente pregunta: ¿Se puede decir que los miembros pasivos son actores? ¿Se puede ser actor pasivo?

En una comunidad patrimonial, existen miembros activos y miembros pasivos. El ciudadano pasivo es aquel que no se interesa por conocer su patrimonio ni se implica en su conservación. Aún así, el carácter voluntario y abierto que caracteriza a una comunidad patrimonial y el hecho de hablar de un proceso a medio y largo plazo permite que el nivel de participación pueda ser flexible. Y en este sentido, dependerá de múltiples factores que reconfiguran y actualizan la comunidad. Para una buena salud de nuestra comunidad patrimonial es imprescindible dejar esta permeabilidad clara.

¿Podría ser la pasividad también una forma de actuación? Inicialmente todo parece indicar que no pero, al mismo tiempo, esta pasividad puede derivar en actuaciones surgidas desde la reacción y encaminadas a incentivar y renovar la participación. Desde esta lógica, los actores serán aquellas personas o colectivos que voluntaria o involuntariamente inciden sobre una comunidad patrimonial.

¿Cómo puedo participar en #comunidadesciep?
Añadiendo tus comentarios a las noticias publicadas y participando en los encuentros tuiteros que realicemos. Envíanos un correo electrónico a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. con el asunto “Comunidadesciep” e indicando tu nombre y apellidos para poder incorporarlo al fichero de colaboradores y que así te pueda llegar toda la información.

El proyecto “#Comunidadesciep” surge en el III Congreso Internacional de Educación Patrimonial – CIEP3 y es una colaboración abierta entre todos los participantes, el proyecto Patrimoni del Programa de Extensión Universitaria de la Universitat Jaume I de Castellón y el Observatorio de Educación Patrimonial de España (OEPE).

#comunidadesciep

Noticia relacionada: Definición consensuada de “Comunidades patrimoniales” - #comunidadesciep

Fotografía: Salvemos El Toblerone. Cadena humana desde la estación Intermodal al Toblerone.
Autor: Rubén. Licencia CC BY 2.0, vía Wikimedia Commons